CENDI quiere cobrar 1.5 millones por alimentos que jamás otorgó a niños.

17

(Chetumal, 19 de agosto) La dirección del Centro de Desarrollo Infantil (CENDI) de Chetumal pretende cobrar 1.5 millones de pesos por alimentos que jamas otorgó a los niños beneficiarios, ya que por la contingencia sanitaria no tuvieron clases presenciales.

Así lo dieron a conocer padres de familia, quienes argumentan que la directora del instituto les amenazó que si no cumplen con las cuotas de abril a junio, no podrán inscribir a sus hijos en el siguiente ciclo escolar.

Incluso les entregó un oficio donde el padre tenía que firmar que rechazaba “de manera voluntaria” inscribir a su hijo, aunque no especificaba que por la falta de pago de cuotas.

En total son 300 los niños beneficiados por el CENDI. Sus padres pagan cuotas de entre 300 a mil 200 pesos mensuales, dinero que de acuerdo a la directora general del DIF estatal, María Carranza Aguirre, es utilizado únicamente para la alimentación de los menores, ya que el sueldo de los maestros, el mantenimiento de la escuela y todo gasto o servicio del organismo es solventado por el Gobierno del Estado.

A pesar de lo anterior, la directora del CENDI, María Elva, exige que los padres paguen entre mil 200 a 4 mil 800 de cuotas atrasadas por los cuatro meses que no asistieron a clases, lo que no justifica el gasto de este millón y medio que pretenden recaudar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.