¿Eres ingeniero civil? No hay futuro en Chetumal para tí

4

Siete de cada 10 egresados de la carrera  de ingeniería civil del Instituto Tecnológico de Chetumal, no conseguirán trabajo en su área en la capital; debido al estancamiento de obras y proyectos tanto del sector público como del privado.

Esto de acuerdo con el estudio “Salarios y situación laboral en México”, realizado por la consultora internacional Neuvoo, el cual compara tanto la disponibilidad de empleo como el salario promedio de las capitales del país.

Dicho documento destaca  que en el sur del Estado, aquellos que se dedican a esta rama tienen los peores sueldos del país: mientras que en Yucatán un ingeniero tiene ingresos mínimos de entre 20 mil hasta 30 mil pesos al mes; en Chetumal apenas ganan 10 mil pesos mensuales.

Las cifras y estadísticas mostradas por Neuvoo se basaron tanto en encuestas a los diferentes colegios de ingenieros locales, como datos del Instituto Nacional de Geografía y Estadística. Según la consultora, el salario medio de un ingeniero civil en México es de 38 mil pesos mensuales.

Mientras que Tijuana, Chihuahua, Hermosillo, Guadalajara, Monterrey y la Ciudad de México se encuentran dentro del top 10 de los ingenieros mejor pagados, con sueldos mensuales de entre 40 mil hasta los 65 mil pesos; Chetumal se encuentra entre las cinco ciudades donde los ingenieros son lo peor pagados, junto con Xalapa, Tuxtla Gutiérrez, Villahermosa y Morelia.

“Esto sucede porque desde hace al menos cinco años se ha reducido el circulante en la capital del Estado, estancando su desarrollo económico. No hay inversión privada en obras, y las pocas que existen son pequeñas construcciones, como viviendas, remodelaciones a negocios, que no suelen contratar ingenieros para ahorrar algunos pesos, o si lo hacen lo pagan a un precio tres veces menor a su valor real debido a que hay una escasez de trabajo y sobreoferta de ingenieros”.

Amir Padilla Espadas, integrante y expresidente del Colegio de Ingenieros Civiles.

Añade que hasta el momento solamente algunas obras públicas han logrado “aliviar” esta sequía en el sector; sin embargo, por el tema de las licitaciones y de transparencia, solamente las grandes empresas suelen ganar las obras, dejando de fuera a los pequeños ingenieros que están empezando o son independientes.

Con información de: Novedades de Quintana Roo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.