La verdad de la fotografía “de discriminación”

5


A simple vista, parecería un salón de clases corriente de cualquier país del mundo.

A cada lado de la mesa, los niños posan alegres para una foto frente a un juego de fichas en su primer día de clase.

En la parte de atrás del salón, otro grupo de niños también sonríe y posa.

La maestra envió la fotografía al grupo de padres en WhatsApp para comentarles lo bien adaptados que estaban desde el inicio del curso los nuevos alumnos a la escuela.

Y es que la profesora quiso presumir que los niños al fondo tuvieron problemas para integrarse al principio, debido a que no hablaban el mismo idioma que sus otros compañeros; así que a la hora del almuerzo decidió separarlos por su idioma, lo que provocó que fuera más fácil su adaptación.

Pero hay un detalle por el que la foto se volvió viral, generó protestas y llevó a que la maestra fuera suspendida de sus labores en la escuela primaria de Schweizer-Reneke, en el noreste de Sudáfrica.

Para muchos en esa nación fue un indignante recuerdo del pasado: los tiempos en que los negros en Sudáfrica eran discriminados y separados del resto blanco de la población, los afrikáners.

Entre tanto, las autoridades locales “condenaron contundentemente” el incidente y anunciaron “una investigación” de los hechos.

Una “cuestión de idiomas”

Tras la reacción de los padres, la escuela compartió otra foto de los niños integrados independientemente de la raza, pero ya era muy tarde.

Sello Lehare, el director de educación de la provincia del noroeste, indicó a medios locales que la explicación de la institución fue que “los alumnos estaban separados de acuerdo con los que podían entender el afrikáans y el inglés”.

Sin embargo, fue demasiado tarde. Los medios locales e internacionales condenaron este hecho, considerándolo racista. La maestra fue suspendida.

Pero dos meses después fue reasignada, una vez que los niños confirmaron la razón por la que ellos fueron separados de esa forma. Sin embargo, la fotografía continúa dando la vuelta al mundo.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.