¿Y el requisito de arraigo?

22

La última palabra

Por: Jorge A. Martínez Lugo

A pesar que es una demanda muy extendida en Quintana Roo, las iniciativas ciudadanas para restablecer el requisito de arraigo a diez años, eliminado al inicio del actual gobierno, permanecen en la congeladora legislativa. Desde la 22 de enero, la indicación es dejar correr el tiempo.

Abordamos el tema porque en estos días acapara la atención el proceso electoral y el ecocidio del bulevar Bahía, lo cual favorece la intención del gobierno de no atender este reclamo social.

Han quedado en el olvido las iniciativas ciudadanas del Consejo Ciudadano de Chetumal y otra del Frente Cívico Quintanarroense, al igual que la tercera iniciativa presentada por el Dip. Roberto Erales Jiménez, una de las pocas voces críticas de la decepcionante XVI legislatura.

La Comisión Permanente acaba de convocar a un periodo extraordinario de sesiones, en el que no aparece el tema de la llamada Ley de Arraigo, a pesar del compromiso de, “ahora sí”, sacar el tema de la congeladora. Seguirá el atole con el dedo.

Hay quienes alegan que la Constitución federal establece un requisito de cinco años y que éste sería el tope pero, al contrario, de acuerdo conjuristas legislativos, se trata de un tope mínimo, no máximo.

La Constitución local sí puede establecer 10 años de residencia, por el principio de “libertad configurativa”, que permite a cada entidad establecer el requisito de residencia de manera libre, siempre y cuando no sea menor a cinco años.

Eliminaron arraigo para traer a Capella y a gente de puebla

El diputado Erales ha sido insistente en el restablecimiento del requisito de arraigo, que fue una de las primeras acciones legislativas del actual gobierno, a través de la XV legislatura, para poder nombrar a Alberto Capella, como secretario de Seguridad Pública y posteriormente al fiscal, Oscar Montes de Oca, a la titular de Sedeso, Rocío Moreno, y al gran número de personas traídas de Ciudad de México, Puebla, Morelos, Estado de México, para desplazar a quintanarroenses.

Con esta acción, el gobierno del “cambio” comenzó la traición a los quintanarroenses que le dieron el triunfo, dio la espalda a los jóvenes egresados de las instituciones educativas del estado para colocar a los traídos de fuera.

Convoca a comisiones

La voz solitaria del legislador Roberto Erales, vuelve a hacer un llamado a sus compañeras y compañeros diputados a que muestren su compromiso con Quintana Roo y agenden el análisis de las tres iniciativas, para restablecer el requisito de residencia mínima.

Es un llamado al vacío, reconoce, pero no deja de hacerlo, porque es un reclamo del Consejo Ciudadano y del Frente Cívico, que representan a la ciudadanía en este justo reclamo, que al parecer no será escuchado, porque la actual Legislatura tiene otras prioridades.

La desaparición del arraigo ya generó en Quintana Roo una brecha de oportunidades perdidas para los jóvenes del estado, que tardará en cerrarse muchos años y seguirá ensanchándose, mientras la reforma no se materialice.

“Se está afectando a toda una generación de jóvenes quintanarroenses y se compromete el futuro de Quintana Roo, con decisiones como la tala de árboles en el bulevar Bahía, porque son decisiones de personas que no aman al estado”, remató el legislador, pero usted, amable lector, tiene la última palabra.

Chetumal, 120122.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.