Niegan amparos a Mario Marín Torres

4

CANCÚN.- Un juez federal rechazó el amparo promovido por Mario Marín Torres, ex gobernador de Puebla, en contra del auto de formal prisión que se le dictó por el delito de tortura, cuya víctima sería la periodista Lydia Cacho Ribeiro. Al mismo tiempo, se dio a conocer que un tribunal colegiado resolvió no procesar, por este mismo caso, al empresario Kamel Nacif Borge.

Entre el 16 y el 17 de diciembre de 2005, la periodista fue detenida en Quintana Roo por policías estatales de Puebla y llevada en medio de maltratos hasta esa entidad, donde el entonces gobernador la acusaba de difamación por mencionarlo como parte del grupo delincuencial de Nacif Borge.

El juzgado tercero de distrito, con sede en Cancún, negó el amparo promovido por el ex mandatario, quien impugnaba la decisión que otro juez federal tomó el 10 de febrero pasado para procesarlo por el delito de tortura. El juzgado tercero desechó otro amparo del ex mandatario, con el que buscaba que se le permitiera seguir su juicio en prisión domiciliaria, en razón de su edad y estado de salud.

Horas antes, se dio a conocer que el tercer tribunal colegiado, con sede en Quintana Roo, amparó a Nacif Borge en contra del auto de formal prisión que se le dictó por este caso.

Las magistradas Selina Avante Juárez y Graciela Bonilla González exoneraron con sus votos al empresario, con base en el hecho de que ninguno de los policías estatales de Puebla procesados por este caso ha declarado haber recibido órdenes para torturar a la periodista.

En videoconferencia desde España, Lydia Cacho advirtió que, con este criterio, Marín Torres también podría librarse de los cargos en su contra en cuanto apele ante el mismo tribunal.

Aseguró que desde el Gobierno federal y el Poder Judicial de la Federación hay intereses que operan a favor de la delincuencia organizada, pues la magistrada María Elena Suárez Préstamo, quien giró la orden de aprehensión contra el empresario libanés, fue destituida repentinamente y en su lugar fueron nombradas las dos magistradas ligadas a Roberto Borge Angulo, ex gobernador de Quintana Roo.

Sostuvo que las togadas recibieron dinero para fallar a favor de Nacif Borge, quien pagó parte de las campañas políticas de los ex gobernadores Fidel Herrera de Veracruz, Marín Torres de Puebla y Joaquín Hendricks Díaz y Roberto Borge de Quintana Roo, lo cual deja en claro que el poder del priísmo sigue muy vigente.

Comentó que la Unidad de Inteligencia Financiera solicitó a la estadunidense Administración para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés), información sobre los vínculos de Nacif Borge con lavado de dinero, trata de personas y delincuencia organizada.

Afirmó que prácticamente el único camino que le queda sería continuar un proceso legal contra el empresario en Líbano, pero no tiene el dinero para ello.

Fuente: La Jornada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.